Mi padre, que era médico internista, tenía un aparato de rayos X en casa. Él falleció hace años, pero el aparato sigue en la casa. Queremos deshacernos de él, bien sea mediante donación a algún museo o fundación, o bien reciclándolo. Los contactos que hemos hecho hasta ahora han sido infructuosos. ¿Podrían aconsejarnos el mejor modo de proceder? Nos urge.

Buenos días:

No nos informa de qué equipo se trata, aunque nos imaginamos que debe ser un equipo de radioscopia convencional (cuya utilización actualmente está prohibida). La normativa vigente (Real Decreto 1085/2009, por el que se aprueba el Reglamento sobre instalación y utilización de aparatos de rayos X con fines de diagnóstico médico; BOE 173 de 18 de julio 2009) deja muy claro lo que se debe hacer (artículo 21).
 
Deberá contactar con una empresa autorizada para la venta y asistencia técnica (EVAT) para su retirada y destrucción. Una relación de dichas empresas se la puede facilitar el Área de Servicios Técnicos de Protección Radiológica del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN). La EVAT que Usted seleccione le deberá entregar el correspondiente certificado de retirada y destrucción del tubo de rayos X, que le podría ser solicitado por el CSN.

Fdo.: SEPR

Acceso a socios

users icon